Reto 52 semanas, 52 relatos #27: Hermanas


Ahí va otro reto de El Libro del Escritor difícil para mí, aunque no lo creáis:

27. Escribe una escena de lucha y/o mucha acción.

En realidad, quien haya leído cualquiera de las cosas que escribo se dará cuenta de que me gustan las escenas violentas y con mucha sangre, aunque me declaro bastante pacífica. Pero describir una sola escena de lucha es algo muy, muy complicado y que requiere mucha dedicación, al menos para mí. En esta ocasión, me he inspirado en una historia real y cotidiana aunque exagerada al máximo. Aunque igual mi hermana no piensa lo mismo. Así que esta historia va por ella, porque la quiero un montón.

Ada y Lucía se miraron. Estaban solas y aparentemente indefensas, cualquier excusa sobraba. Sendos rayos de odio cruzaron la estancia.

Ada se abalanzó sin más sobre Lucía. Las dos rodaron por el suelo entre patadas y jadeos. Lucía era bastante más pequeña y Ada bastante más fuerte, pero no por eso se iba a dejar vencer. Conocía a su rival y tenía algunas armas secretas.

Se escurrió de manera ágil, y, con las dos manos, le tiró del pelo hasta quedarse con varios mechones, que inmediatamente lanzó al suelo con asco. La otra se vio sorprendida, pero contraatacó con lo que ella, a saber por qué, llamaba “el baile de la mosca”: se puso de pie y, sin dejar que Lucía tuviera tiempo de reaccionar, le pateó la cabeza hasta siete veces. Golpes secos con la punta del pie derecho mientras con el izquierdo, a modo de ritual, hacía una especie de twist de la victoria.

…Pero esta vez se había precipitado. Sujetándose la cabeza con una mano, Lucía consiguió levantarse y abalanzarse sobre Ada. Clavó sus uñas afiladas para la ocasión en su espalda mientras sus fauces hacían lo propio allá donde pillaran.

Lucía dirigió, casi a cámara lenta, su puño directamente a la boca de Ada. La sangre salpicó el campo de batalla, y ambas cayeron al suelo desfallecidas. Sus fuerzas estaban tan igualadas que ninguna de las dos se había alzado victoriosa cuando la campana, o más bien el tono de mensaje de whatsapp, sonó:

“Ya he terminado. Ahora mismo subo”

Las dos hermanas se levantaron a la par y recuperaron la compostura. Juntas limpiaron cualquier prueba, despúes fueron al baño y se ayudaron mutuamente, en un intento de disimular las calvas de una y el labio partido de la otra. Su madre no tardaría en volver con la compra, y el combate había quedado en empate… hasta la siguiente vez que una de las dos decidiera adueñarse de algo que perteneciera a la otra.

 

 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en General, Reto ELdE. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Reto 52 semanas, 52 relatos #27: Hermanas

  1. Pingback: 52 semanas, 52 retos | El boli rojo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s